Poemas pobres leyendo a EMILY rica

Por Mirtha Lucía Makianich

∗ Rosario, Provincia de Santa Fe - Escritora |

Este eco que crece en mi interior
se extingue rápido
y no se escucha
afuera.

················· 

Algunos dicen que caminan hacia el juicio
¿qué hay con eso?
¿no saben acaso?
sólo estarse quietos.

················· 

Te recluiste en una “blanca elección”
y lo respetamos
pero ¿sabes?
no hubo forma de cerrar las válvulas.

················· 

La enorme fragancia del tilo
altera todo a su alrededor
la línea del seto ya no es
y el campo de rastrojos
se acerca

detrás del teodolito
detrás de los ojos
se miden pretendidas distancias

¿cómo amojonar
perfume y movimiento?

·················

Aquello
que al nombrarlo ahora
distante
traiciono
aquello entonces
fue partida y elección
es mi huella
en este surco.

·················

El miedo
no ha pasado de largo
tampoco los años
y todo se mantiene
en un entretanto
gris como la tarde
sin sol.

...................

Suena la música de la quena
y lo que evoca no está
carencia
que atraviesa los huesos
así
cuando te miro a los ojos.

·················                                      

Sería cuestión de poder distenderse
y no espiar a esos tordos negros
picoteando en el jardín
relajados y ajenos
a lo que se esconde
tras los cristales

¡vaya cuestión
la  que sería !

················· 

Que ella se separara
de mí
que se velara y me velara
recóndita
no hubiera hecho falta
yo conocía su poder

transparente
soberbia
desnudez.

Ilustraciones: dibujos de Marcela Argañaraz

También te podría gustar...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.